¡Indignado! Martin Scorsese responde con todo a las críticas de Rotten Tomatoes

El legendario director de Hollywood, Martin Scorsese, no concibe el sistema de críticas actual y ha escrito una contundente refutación sobre la influencia de Rotten Tomatoes y la obsesión por la taquilla en la cultura cinematográfica contemporánea.

 

Scorsese, realmente fijo una posición no sólo ante RT, sino ante todo el sistema de críticas por internet, que según manifestó no son de su agrado:

“Como todos los demás, he recibido mi parte de las críticas positivas y negativas. Las negativas, obviamente, no son muy divertidas, pero son parte del terreno. Sin embargo, diré que en el pasado, cuando algunos críticos tenían problemas con uno de mis cuadros, generalmente respondían de manera reflexiva, con posiciones reales que se sentían obligados a discutir”, dijo el director.

 

Haciendo hincapié en la manera cómo la crítica ha cambiado con el advenimiento del internet, el director prosigue:

 

“Cuando yo era joven, los informes de la taquilla se limitaban a revistas de la industria como The Hollywood Reporter. Ahora, me temo que se han convertido en… todo. La taquilla es la corriente subterránea en casi todas las discusiones del cine, y con frecuencia es más que una corriente subterránea. El juicio brutal que ha hecho que el fin de semana de apertura se convierta en un espectáculo de espectadores sedientos de sangre parece haber alentado un enfoque aún más brutal para la revisión de las películas”.

 

Scorsese señaló directamente a firmas “de investigación de mercado” como Cinemascore y Rotten Tomatoes, que a juicio del director, hasta el nombre es insultante.

 

“No tienen absolutamente nada que ver con la crítica cinematográfica real. Ellos valoran una foto de la forma en que clasificaría un caballo en la pista de carreras… Tienen todo que ver con el negocio cinematográfico y absolutamente nada que ver con la creación o la visión inteligente de la película. El cineasta se reduce a un fabricante de contenidos y el espectador a un consumidor poco aventurero”, sentenció Scorsese.

 

Discutiendo los esquemas de lo que él llama el “juicio puro”, es decir, ese gusto que sienten los espectadores al ver una película rechazadas y destrozadas, Scorsese prosiguió a defender el último filme de Darren Aronofsky, Mother!

 

Así definió Martin Scorse al filme de Aronofsky:

“Bellamente puesta en escena y actuada” con un drama que “envuelve a los personajes y los espectadores junto con ellos”. Considera que el juicio emitido sobre la película de Aronofsky es un ejemplo de lo que está mal con la cultura cinematográfica de hoy.

 

La conclusión de Scorsese es clara:

 

“Las buenas películas de los cineastas reales no están hechas para ser decodificadas, consumidas o comprendidas instantáneamente. Ni siquiera se hacen gustar al instante. Sólo están hechas, porque la persona detrás de la cámara tenía que hacerlas… Las puntuaciones de tomatómetro y cinemascoregrado desaparecerán pronto… tal vez se desvanecen y se disuelven a la luz de un nuevo espíritu en la alfabetización cinematográfica”.

Mientras que el director emite esta sentencia, RT ha puntuado cada una de sus películas con más de un 90 %, acompañado de grandes elogios y muy pocos comentarios negativos.

Adaptación: cinefilosweb.com

Compartir