La verdad oculta detrás del programa televisivo El Precio de la Historia

Hace algunos meses, muchos nos sorprendimos cuando nos enteramos que Chumlee  había sido arrestado por posesión de drogas y armas entre otras cosas, lo que nos llevó a pensar en esa vieja frase que dice que uno nunca terminas de conocer a una persona. Por tal razón, si eres fan de El Precio de la Historia nos gustaría decirte algunas verdades sobres sus protagonistas que quizás hasta ahora desconocías.

 

La oscura vida de Chumlee 

En 2016 la policía habría allanado su casa y encontrado gran cantidad de metanfetaminas además de una serie de armas y había estado envuelto en acusaciones de agresión sexual, el asunto fue lo suficientemente fuerte como para que intervinieran los abogados de El Precio de la Historia en su defensa. En 2012 fue acusado de golpear a unos turistas que se acercaron a él mientras que caminaban por Hollywood Boulevard.

 

Cráneos humanos y porno japonés

A Rick Harrison se le preguntó una vez cuales habían sido los artículos más raros que había recibido en su tienda, a lo cual este respondió que dos artículos fueron los más extraños pero solo uno había aceptado, el de pornografía japonesa antigua, razón por la cual su propia madre bromea con él por esa adquisición; lo otro fueron esqueletos humanos que según su dueño la había adquirido en una subasta en una escuela de odontología.

 

Ellos saben lo que están recibiendo

No todos los productos que llegan son tan geniales para salir en la televisión, de hecho previo a grabar los artículos que les resultan interesantes son investigados a fondo a fin de conocer su historia, por tanto, tampoco es cierto que Rick se sabe todas las respuestas a cada artefacto que vende o compra. Además de esto, al vendedor se le da instrucciones cómo debe actuar frente a la cámara, también al cliente, pues en ocasiones estos se ponen nerviosos al estar siendo grabados. De hecho las compras se efectúan antes de grabar el programa y a un precio razonable donde ambas partes quedan conformes así que esa fuerza de Rick para convencer a todos no es tan real tampoco.

 

Nada ocurre realmente en la tienda

Gold & Silver Pawn Shop es administrada por Travis Benton y no por Rick Harrison ni por El Viejo, sin embargo, estos se roban el crédito de todo. La filmación se hace en privado con clientes que firman un acuerdo de confidencialidad donde muchos actúan solo como extras.

 

El Show interrumpe el negocio

Travis Benton confesó que sólo uno de cada cien clientes llega a hacer negocios, los demás son solo fanáticos del programa y dado que se filma entre dos a cinco veces al día de lunes a viernes hay constantes interrupciones que interrumpen los negocios.

 

La tienda es una atracción turística

El negocio de Travis Benton recibe más visitantes que la Presa Hoover, así mismo lo ha dicho Harrison, ya incluso su letrero compite con el de Bienvenido a las Vegas. Es una pena que así como van no compran.

 

Rick Harrison lanzó El Precio de la Historia a la pantalla

El precio de la historia

Llamándose a sí mismo “la puta de los medios”, Rick Harrison afirma que siempre supo que la exposición televisiva era buena para los negocios. Es por eso que aceptó presentar el programa en Comedy Central’s Insomniac  en 2003, y protagonizó un documental de PBS en 2001 antes de proponer la idea de presentar un espectáculo completo basado en los acontecimientos diarios de World Famous Gold & Silver Pawn Shop.

 

Chumlee no estaba en los planes

La idea siempre fue que el programa se enfocara en un entorno familiar, pero cuando pensaron en un cuarto miembro tenían a diez vendedores que podían haber sido ese cuarto miembro. Chummlee fue elegido porque entre todos era con el que mejor se la llevaban en términos de confianza.

 

La tienda fue demandada por derretir monedas robadas

Cuando tratas con el público para ganarte la vida, realmente nunca sabes lo que va a pasar. A Harrison le recordaron esto de la manera más dura en 2014, cuando su tienda fue demandada por derretir una colección de monedas de oro que el dueño anterior. David Walters, alegó había sido robada y vendido por su sobrina. Las casas de empeño en Nevada están obligadas a conservar los artículos por 30 a 90 días en caso de que los propietarios los quieran de vuelta, sin embargo, las monedas de oro no están sujetas a esa ley.

 

Adaptación: cinefilosweb.com

Compartir